El Blog de Manu

Entrevista a Lorena y a Antonio de Kraken Machines

Kraken Machines

Últimamente estoy poco prolífico en el blog por diversos motivos, y además de dejar pendiente el reportaje sobre RetroMadrid -que intentaré retomar esta misma semana-, tenía en la recámara esta entrevista que hice poco después de terminar la feria a los chicos de Kraken Machines.

Los que me sigáis en Twitter, habréis visto que ya he escrito unos cuantos artículos en su blog, y es que desde hace unos meses llegué a un acuerdo de colaboración con ellos para que el próximo sorteo solidario tenga bastante “chicha”. Además, me hizo bastante ilusión conocerles en persona, y os puedo asegurar que son tan buena gente como aparentan en la entrevista y en las redes sociales.

Con la que “está cayendo” ahora, ¿cómo se lanza uno a crear una empresa
para distribuir máquinas arcade?

En realidad tenemos la suerte de haber lanzado Kraken Machines no como fuente única de ingresos (ya que ambos tenemos trabajo) sino como fuente de aprendizaje. En muchas ocasiones veíamos cosas que hacen otras empresas y que no nos gustaban, no solo moral sino empresarialmente hablando. Como es fácil criticar desde la barrera, nos decidimos a crear nuestra propia empresa con el ánimo de hacer bien cosas que creemos que se hacen mal y de aprender mucho por el camino.

Emprender y crear una tienda online, tal y como muchos lo pintan, parece un camino de rosas y dinero fácil. Nosotros tenemos muy claro que no es nada fácil y que requiere mucho trabajo duro para encontrar un sitio. Y para encontrarlo queremos hacer cosas de forma diferente y, por encima de todo, queremos tratar bien a los clientes. Más que tratarlos bien, tratarlos con cariño, buscando productos buenos para vender, ofreciendo toda la información que podamos sobre ellos para ayudar en la decisión, mostrando el precio final, sin trampas ni añadidos de última hora y ofreciendo calidad y garantías. Cosas muy normales que como clientes nos gusta recibir.

Las máquinas arcade han sido el primer producto que hemos lanzado al mercado y ahí nos ha podido la vena nostálgica. La motivación ha sido fácil: ya que vamos a dedicarle muchas horas de lo que antes era tiempo libre a nuestra empresa, el tema tenía que estar chulo. Y estas maquinitas son una chulada 🙂

“Amonite Labs”, “Kraken Machines”,… ¿de dónde viene esa fijación por
los bichos?

Bichos marinos gigantes con tentáculos. Suena bien como temática común, ¿no? Por supuesto, el siguiente proyecto tiene que seguir la misma línea, pero por suerte la mitología es una fuente inagotable de seres malévolos en los que inspirarse para un buen nombre. En el caso de “Amonite Labs” era importante que empezara por ‘A’ (cada cual tiene sus manías). Y en el caso de “Kraken Machines” la verdad es que la imagen del pulpo come-barcos da mucho juego y la expresión ¡liberad al Kraken! y que se arme la marimorena es casi irresistible. Seguramente tendríamos que haber llamado a la web TiendaDeMaquinasArcade.com y Google nos daría mucho más amor, pero el kraken se interpuso en nuestro camino y como marca es mucho más chulo. O al menos eso nos parece.

Además, dominar el mundo es mucho más fácil siendo un tentáculo 😉

Que se lo digan a él...
Que se lo digan a él…

Otras empresas han apostado por hacer máquinas personalizadas, pero vosotros ofrecéis diseños cerrados y plazos de entrega muy cortos. ¿Por qué habéis apostado por ese modelo de negocio?

Precisamente para diferenciarnos del resto de empresas que venden máquinas arcade. Hay personas muy metidas en este mundo que querrán la máquina personalizada para que sea una réplica exacta de la que jugaban cuando pequeños, que tendrán varias consolas, que se fabricarán su propia arcade por hobby. Pero también hay otras mucha gente en torno a los 40 a la que le encantaba las máquinas recreativas, querría tener una en casa o en su bar y ni se había parado a pensar en que podía tenerla. Gente que no quiere fabricarse una y no necesita que el monitor sea CRT para que se vea exactamente igual que en los 80, que necesita máquinas de calidad que puedan enchufar y ponerse a jugar sin más complicaciones, puestas en su casa rápido y con garantía. Además, la ventaja de tener diseños cerrados, aparte de la rapidez en la entrega que mencionas, permite que el precio pueda ser más ajustado, cosa nada despreciable.

En caso de que la gente demande otro tipo de máquinas u os pidan alguna personalización muy concreta, ¿sería muy costoso cambiar el rumbo de la empresa o ya tenéis un plan de contingencia?

En realidad, tal y como dices, es un modelo de negocio distinto. La verdad es que cuando nos llegan peticiones de ese tipo ahora mismo, las desviamos a alguna tienda de las existentes que hacen máquinas a medida. Sí tenemos ideas de personalización a futuro, pero con cosas muy concretas. La máquina base tiene que tener unas ciertas características y a partir de ahí que el cliente pueda personalizar detalles para dejarla a su gusto. Estamos en la fase de conocer cómo es la máquina base buena y la verdad es que ya tenemos bastantes ideas muy claras como la de incluir una placa JAMMA en vez de un ordenador para hacer la máquina más robusta, que pueda mantenerse mucho tiempo encendida y sin partes móviles que puedan estropearse antes. Tampoco nos gusta el modelo con una tableta dentro porque hace que la pantalla sea demasiado pequeña y la experiencia de juego no sea la mejor. El ideal de tamaño de pantalla estaría en torno a 19” y ahora mismo tenemos una máquina de hasta 26”. Que tengan monedero configurable también gusta mucho, al que tiene un bar por razones obvias y al que la quiere para casa por nostalgia, para ahorrar o hasta para controlar que sus hijos no jueguen demasiado.

Este año también os ha servido para estrenaros en RetroMadrid. ¿Qué tal ha sido la experiencia? ¿Se ha interesado la gente por vuestras máquinas o realmente iban más a jugar?

La experiencia ha sido cansada y muy gratificante a la par 🙂 Cansada porque son muchas horas de pie, hablando con unos y otros, pero muy gratificante porque ha sido la ocasión perfecta para enfrentarnos a las opiniones directas de las personas que probaban nuestras máquinas.

Internet es muy fría para eso: tú colocas algo en un portal pero no ves la cara del que mira, si le gusta, si no, si cambiaría algo, si le parece caro. Cara a cara escuchas las preguntas y lo que le preocupa a cada cual, ves sus reacciones cuando les cuentas cómo está hecha la máquina y les enseñas el interior, los acabados, los juegos. Entiendes qué buscan y qué quieren, y eso te ayuda a ir por la buena dirección. En ese sentido estuvo muy bien porque mucha, mucha gente se acercó para jugar y también para preguntar. Y te hacían comentarios o se los hacían entre sí indicando que les encantaban las máquinas y que era como jugar en las antiguas. También había gente que se estaba construyendo su propia máquina y les enseñábamos cómo estaban hechas las nuestras para darles ideas. Nosotros no vendemos componentes ni nada que pudiera ayudarles en el proceso de construcción, pero ahí nos salía la vena “abuela” de enseñar lo guapas y limpias que son nuestras arcades 🙂

Además, probamos a tenerlas encendidas casi 12 horas, con muchas personas distintas jugando, más o menos “efusivamente”, y las máquinas aguantaron estupendamente, sin calentarse y sin ningún problema de hardware ni software. Perfectas para estar en un bar, en un hotel o en un local.

RetroMadrid 2014

Desde el principio habéis apostado por tener un blog con contenidos atrayentes, y por seguir una línea muy peculiar y personal en twitter. ¿Qué otras estrategias estáis empleando para captar clientes a través de Internet?

En Internet, Google es el dios todopoderoso al que rendir pleitesía. El blog facilita la creación de contenidos relacionados para que Google-dios te indexe, Twitter permite dar a conocer lo que publicas en tu blog y tus ofertas, pero una persona te sigue si le aportas valor, si le cuentas algo que le interesa. Si solo hablas de ti mismo aburres a los muertos y ni te siguen para empezar. En cualquier caso, nuestra cuenta de Twitter tiene un público objetivo muy concreto y, para llegar a otros públicos tenemos que utilizar otros canales como participar en otros blogs y eventos con temáticas distintas. Además, estamos firmando acuerdos con otros portales como Leetchi que permite juntar un bote de dinero entre varios amigos para hacer un regalo.

No estamos en Facebook porque creemos que ya están ahí todos los demás vendedores de máquinas recreativas. No vamos a vender más por tener más seguidores y es muy difícil conseguir nuevos ante la saturación de redes sociales en las que estamos ya todos metidos. Además, los que ya siguen a otra tienda de máquinas recreativas, o ya tienen su máquina o no están interesados en comprar una. Las redes sociales son una herramienta excelente para dialogar y escuchar, y creemos que Twitter nos permite hacerlo de forma más directa.

Kraken Machines es el primer proyecto de Amonite Labs. ¿Tenéis algún otro a corto o medio plazo, o vais a esperar para ver como funciona la distribución de recreativas?

Kraken Machines se lanzó hace tan solo unos meses y crearse un huequito pequeñito en el mercado lleva tiempo. No tenemos un plazo marcado pero desde luego tenemos muchas vías de trabajo aún por arrancar respecto a las recreativas, porque siempre hay más ideas que tiempo material para llevarlas a cabo. Por tanto, tenemos mucho esfuerzo que dedicar aún a Kraken antes de que pueda dar pasitos por sí sola y nos decidamos a arrancar más proyectos. Además, creemos firmemente que la inspiración tiene que pillarte trabajando y que los proyectos nuevos surgirán de forma natural y espontánea, como extensión lógica de lo que estemos haciendo. Esto nos hará evolucionar para adaptarnos a lo que veamos que funcione bien e implicará dejar por el camino las cosas que no tengan futuro. Y aprender mucho mientras, que es a lo que hemos venido.

La verdad es que el diseño de la web es al menos peculiar...
La verdad es que el diseño de la web es al menos peculiar…

Para finalizar, ¿cómo convenceríais a un potencial cliente que una recreativa es lo que necesita? ¡Muchas gracias por vuestro tiempo!

Una máquina recreativa no se necesita. Los calcetines se necesitan. El agua se necesita. Una recreativa no se necesita, se quiere, se sueña. Es el regalo perfecto. Es algo que llevas soñando un tiempo. Es algo que no sabías que querías hasta que abres la caja, ves cómo brilla, mueves la palanca, escuchas la música del juego que jugabas cuando eras pequeño y sonríes. Porque esto va de nostalgia, de recordar algo que has hecho mil veces y que ya no tienes oportunidad porque los bares ya no tienen el “Tetris“. Es como volver a tu barrio de niño y pasar por la esquina de tu colegio y ver el parque en el que quedabas con los amigos. Y va de volver a jugar a los juegos que jugabas e invitar a los amigos a casa a jugar contigo y enseñar a tus hijos el “Pac-Man“, el “Donkey Kong“, el “Metal Slug“. Es EL CAPRICHO (así, con mayúsculas).

Hay muchas consolas en el mercado con montones de juegos, una máquina recreativa arcade no es una consola al uso. Es un trocito de tu vida que puedes recuperar, enseñar y compartir.

¡Gracias a ti por la entrevista! Un placer poder haber respondido a tus preguntas.

RetroMadrid 2014

¿Tienes algo que decir?