El Blog de Manu

“Everybody’s Golf: World Tour”, el golf es divertido

Everybody's Golf: World Tour

El golf es un deporte extremadamente popular en Japón, por eso no es de extrañar que los mejores juegos de este peculiar género estén desarrollados allí. Hace algo más de diez años, los chicos de Camelot -creadores de la saga “Shining Force“- se estrenaron en PlayStation con el primer juego de la saga “Everybody’s Golf“, que allí es conocida como “Minna no Golf“, y como “Hot Shots Golf” en tierras americanas. Posteriormente, se marcharon con Nintendo a hacer principalmente juegos deportivos -muchos de ellos de Golf-, por lo que Sony pasó el testigo a Clap Hanz, una compañía nipona que desde entonces se ha ocupado exclusivamente de esta saga, incluyendo el spin-off “Everybody’s Tennis” de PlayStation 2.

Todos los juegos se han caracterizado por su look caricaturesco y desenfadado, por su control accesible, y por engine que, a pesar de todo lo anterior, era bastante realista. ¿Habrán conseguido mantener el espíritu en PlayStation 3? Vamos a verlo.

Alegría a 720p

Lo primero que nos invade cuando probamos el juego por primera vez, es una sensación de tranquilidad. Menús sencillos y elegantes, personajes graciosos, entornos naturales y variados,… todo está diseñado para que nos sintamos completamente relajados y de buen humor a la hora de jugar. Además, el salto a la alta definición le ha sentado de maravilla a la saga, ya que todo tiene una apariencia muy cuidada y colorista, y a mi gusto, es de lo mejorcito que se puede ver en la consola. Personalmente, me encantan detalles como las letras que salen cuando hacemos un buen golpe, el simpático lobbie de las partidas multijugador, o las carreras que se pega nuestro caddie al más puro estilo Arale.

Everybody's Golf: World Tour

Al principio tenemos dos personajes para elegir, un caddie y un campo para jugar, pero poco a poco vamos desbloqueando hasta quince personajes -uno de ellos el golfista profesional Shigeki Murayama-, siete caddies -algunos realmente originales-, y seis campos, que van desde las playas de Okinawa, hasta la sabana africana. Esto se ve ampliado con las descargas en PSN, que nos permiten tener nuevos personajes y escenarios por un dinero extra… una costumbre que está bastante de moda últimamente, y con la que no estoy muy de acuerdo. ¿Tan difícil era poner estos contenidos en el juego original? ¿Es necesario cobrar por estos extras?

Siente cada golpe

En cuanto al sonido, además de unas melodías muy desenfadadas, tenemos un apartado que cumple con nota. El sonido cuando golpeamos la bola es bastante realista, así como el de su “aterrizaje”, dependiendo del tipo de superficie. También hay que destacar que el juego se encuentra totalmente localizado, y tanto las voces de los personajes que están en cada hoyo -público incluido-, como las del menú, se encuentran dobladas en perfecto castellano.

Everybody's Golf: World Tour

Un nuevo sistema

Aunque se ha conservado el clásico control de “tres toques” -inicio del swing, potencia, y precisión-, se ha añadido un nuevo sistema “avanzado” en el que se cambia la típica barra del género, por una representación más realista del golpe, basada en una posición “fantasma” del personaje cuando va a imprimir la máxima potencia en el golpe. Ahora me parece mucho más intuitivo -aunque pueda parecer más exigente-, y una vez que cogemos el truco, se consigue jugar de una forma mucho más precisa. Por otra parte, y como cabría esperar, existe la posibilidad de controlar el spin, de realizar un número limitado de golpes más potentes -muy útiles en hoyos con un par grande-, y de hacer la típica selección de palo y de la zona donde queremos tirar la bola.

Everybody's Golf: World Tour

Hay varios modos de juego -torneos, retos,…-, aunque los que brillan con luz propia son los multijugador. Podemos competir en rondas de cuatro jugadores localmente, y por otro lado hay un modo on-line para poder participar en campeonatos de hasta 50 jugadores, los cuales no se hacen nada pesados, ya que no tenemos que esperar a nuestros contrincantes para jugar. Seguro que los aficionados dedican muchas horas a conocer otros jugadores en cualquier parte del mundo… sobre todo si tienen un teclado USB, ya que desgraciadamente no se ha incluido soporte para chat de voz.

Conclusiones

Este título engancha por varios motivos. En primer lugar, porque es tan divertido como el resto de la saga, y además con un apartado técnico de nota. Por otra parte, el hecho de que las habilidades de nuestro personaje evolucionen a medida que vamos jugando nos motiva a continuar, y las nuevas características que se van desbloqueando -personajes, caddies, ropa, accesorios,…- también son un incentivo a tener en cuenta. Por último, el modo on-line hace que el juego sea prácticamente eterno, ya que no hay dos partidas iguales.

Everybody's Golf: World Tour

Sólo echo en falta más cantidad de campos, ya que por lo demás es uno de los mejores juegos del género… y de la consola, que no anda precisamente sobrada de títulos imprescindibles. Tanto si te gusta este deporte, como si por alguna razón lo consideras aburrido, te recomiendo que des una oportunidad a “Everybody’s Golf: World Tour“. Seguro que te hace ver el golf de otra manera.

Lo mejor:

  • Todo el apartado técnico y jugable.
  • Está doblado al castellano.
  • El modo multijugador da mucha vida al juego.

Lo peor:

  • Que haya que pagar para tener más personajes y escenarios.
  • Aunque vayan apareciendo más en PSN, seis campos pueden hacerse cortos.
  • Mucha gente lo dejará pasar por su estética “cute”…

Comentarios

Modo7

Graficamente es precioso, y por lo que dices parece que han tomado buena nota de Camelot. El golf no lo soporto, pero estos juegos arcade-infantiloides me encantan

Vaya bajón que haya que pagar por contenidos extras, no será por falta de capacidad del blue-ray…

¿Tienes algo que decir?